19 nov. 2008

Informe de una Elección violentada


Elecciones Municipales 2008
La Libertad, Chontales

Informe

Etapa previa:


Desde la realización del proceso de verificación, comenzaron a detectarse anomalías que fueron oportunamente argumentadas ante el CSE, así encontramos una cantidad de más de 180 votantes que fueron excluidos de los padrones electorales a pesar de haber tramitado las Cédulas y sus correcciones en tiempo y forma.

Más adelante, se realizaron las consultas relativas a la ubicación exacta de las JRV a constituirse para el momento de las elecciones el 9 de noviembre, contestándonos el CEM que todas las JRV estarían en los mismos lugares en que históricamente han venido constituyéndose.

Las cédulas de identidad eran entregadas selectivamente por el CEM exclusivamente a los simpatizantes del FSLN, logramos infiltrar algunos ciudadanos para que retiraran cédulas de liberales que en su momento podrán testificar acerca de los hechos que presenciaron y la selectividad en la entrega de las cédulas. Calculamos que al menos unas 500 cédulas y documentos supletorios de simpatizantes del PLC no fueron entregadas.

Miembros de ALN que habían tramitado sus acreditaciones fueron suplantados por activistas del FSLN, quienes además tenían también la representación de AC y todas las funciones públicas del CEM y las JRV; nosotros contamos con el apoyo del Partido de la Resistencia Nicaragüense, de manera que en cada junta la relación era de 8 a 2 para justificar cualquier barbaridad que se les ocurriera.

Fueron recusados formalmente los miembros del CEM por tener vínculos de parentesco con candidatos a concejales del FSLN y del PLC, esta recusación fue rechazada bajo el argumento de la literalidad del arto. 8 de la Ley 331.

Nos fue negado conocer el nombre de las personas que conformarían las JRV y hasta el 9 de noviembre en las Actas pudimos al fin conocer quiénes serían los miembros de esas Juntas.
Asesoramos la denuncia de una ciudadana a quien al momento de retirar su Cédula le fue informado que la misma ya no estaba en el CEM y que la iban a procesar por delito electoral, cuando llegó la Policía Nacional, se dijo que el documento nunca había llegado al CEM; la Policía se negó a revisar el libro que suscriben al retirar las Cédulas los ciudadanos y prometió investigar.
Ninguna de las peticiones realizadas ante el CEM, con relación a informaciones concretas y forma de proceder para resolver conflictos que pudiesen invalidar los comicios, fue resuelta positivamente y en varias ocasiones se omitió cualquier tipo de contestación bajo el tonto argumento de que nuestros escritos eran ofensivos, lo cual es absolutamente falso y se puede comprobar en el expediente que lleva el CEM.

Hechos del 9 de noviembre:

Los primeros conflictos comenzaron a darse cuando los miembros de las JRV insistían en dar apertura a las Actas de Constitución a las 5:30 am, cuando la Ley establece que la hora es las 6:00 am.

Posteriormente, cuando comenzamos a visitar los CV para ver el desarrollo de las labores de nuestros fiscales, fuimos obstaculizados por la Policía Electoral; no se permitió el ingreso de los Fiscales Municipales o Representantes Legales a ninguna JRV, en algunos casos ni siquiera se permitió (en el transcurso del día) que los Fiscales de JRV se acercaran a la puerta para conversar con nosotros, por lo que tuvimos que hacer uso de los Fiscales Suplentes que intercambiaban puesto con los Propietarios para el intercambio de información.

Logramos detectar que el artículo 41 de la Ley Electoral estaba siendo aplicado selectivamente en las JRV que históricamente muestran tendencia a votar por el FSLN, en cambio en las JRV que usualmente corresponden a más votos del PLC no se permitió ningún voto bajo esta figura legal, decidimos acompañar la denuncia (ante la Policía Nacional) de tres ciudadanos a quienes se les suprimió arbitrariamente el derecho al sufragio, estimamos que de esa manera al menos 200 personas no votaron al PLC y unas 300 personas que no viven en el sector votaron por el FSLN. Ninguna discusión logró prosperar y tanto la Policía Nacional como el Ejército de Nicaragua se negaron a respaldar la demanda ciudadana de que se les permitiera votar conforme a Derecho; aún cuando de manera fehaciente se les demostró la ilicitud de tal proceder en las JRV. La Presidente del CEM, junto con su Primer Miembro, argumentaron que cada JRV es autónoma en sus decisiones y por eso era normal que en algunas aplicaran el arto. 41 y en otras no.

Cerca de la hora de cierre, comenzaron los incidentes relativos a la presencia de ciudadanos afines al FSLN alrededor de las JRV, nuestros fiscales fueron impedidos absolutamente de presentar impugnaciones y se les negó el acceso al formato que para tales efectos remite el CSE; nuevamente la Policía Nacional nos presionó para que tanto los Fiscales Municipales como los Representantes Legales nos alejáramos de los Centros de Votación, cosa a la que tuvimos que acceder para no perjudicar los procesos de cierre y escrutinio; amén de que estábamos recibiendo amenazas de muerte por parte de numerosos grupos de personas (unas 40 personas contra un Fiscal y un Representante) afines al FSLN dirigidas por el Candidato a Primer Concejal de esa agrupación política.

En todos los casos de votos nulos nuestros Fiscales argumentaban la validez de los mismos, sin embargo, los miembros de las JRV (todos FSLN) anulaban los votos por razones imputables a ellos mismos, como diferencias leves entre sus firmas o números de seguridad que estaban bien consignados, pero según ellos no eran correctos; calculamos que de los casi 400 votos que fueron declarados nulos al menos 250 votos son válidos y a favor del PLC. Ninguno de nuestros fiscales pudo hacer uso de Recursos en contra de las decisiones arbitrarias de los miembros de la JRV porque olímpicamente les fue denegado ese derecho bajo apercibimiento de sacarlos de las Juntas por alteraciones al orden a través de los Policías Electorales, por causa de los impedimentos a los Recursos de Derecho hicimos uso de Recurso de Hecho ante el CED de Juigalpa para que sean verificados los resultados declarados nulos en las JRV.

Impugnaciones e intentos de anular Juntas:

En las JRV se presentaron solamente dos impugnaciones, las cuales no tienen asidero legal y fueron argumentadas arbitrariamente, con la única y exclusiva finalidad de crear un halo de duda en cuanto a los resultados, luego de ello cabe destacar que el hecho de que la totalidad de los miembros de las JRV son afines al FSLN y los errores cometidos por ellos no pueden válidamente beneficiarles.

Dos impugnaciones más fueron arbitraria e ilegalmente realizadas cuando los Expedientes Electorales ya se encontraban en el CEM. En el Centro de Transmisiones se impugnó otra más, cosa que es también absolutamente ilegal.

Se argumenta que el Fiscal del PLC se quedó con el Acta original de Escrutinio de la JRV 8080 (que ganamos por una diferencia abrumadora) y así la Presidenta del CEM se ha negado a transmitir el Acta, cuando, en realidad, nuestro Fiscal lo que tiene es una copia carbonada montada en una hoja aparentemente original.

El vehículo que traía las JRV 8040 y 8060, de la Alcaldía; fue aparentemente saboteado y se está interponiendo la correspondiente denuncia, le fue cortada una manguera de combustible y dañado un tubo. La intención era de que se cambiaran de vehículo sin autorización del CEM para declarar impugnadas las mesas, sin embargo, estoicamente, a altas horas de la madrugada, los Fiscales del PLC decidieron que no salían hacia La Libertad hasta no contar con una autorización escrita y lo mismo decidimos los Representantes que esperábamos en los Centros de Cómputos y de Transmisión de Datos.

En tanto se resolvía el problema del camión varado, en horas muy tempranas de la mañana (cerca de las 6:00 am) unos doscientos hombres; armados de machetes, palos y tubos; comenzaron a rodear las instalaciones del Centro de Cómputos y tanto los Fiscales Municipales, como los Representantes Legales, fuimos obligados a salir a empellones por la misma Policía Nacional, motivo por el cual, para garantizar la seguridad personal de los Fiscales del Centro decidimos levantar la observación que ya en ese momento era inútil, ante la acumulación de las irregularidades destacadas y el descaro con que se estaba infringiendo la Ley.

Ya en el CED de Juigalpa presentamos Recursos de Revisión sobre las anomalías registradas, y el colmo es que resulta ser que aparecieron más JRV impugnadas; cosa por demás absurda e ilegal. El Fiscal Departamental nos comunica que ahí las impugnaciones alcanzan el número de seis y que se recuperó la JRV 8000, únicamente. Le hemos solicitado que apele para poder continuar con la discusión en Managua.

Todo el tiempo la Policía y el Ejército permitieron las arbitrariedades de las “Autoridades” del CEM, quienes a su vez actuaron descaradamente a favor de las pretensiones de que el FSLN “ganara” la Alcaldía de La Libertad a toda costa. Literalmente los funcionarios del CEM nos aclararon a voz en cuello que la Ley no tiene ningún valor porque ahora quienes mandan son ellos, los CPC, el Pueblo Presidente, como instrumentos de su Partido. El Jefe de Policía fue debidamente advertido acerca de su participación como coautor de todos los ilícitos cometidos debido a que faltó a su deber de hacer cumplir la Ley y proteger a los ciudadanos que estaban siendo discriminados y agredidos a vista y paciencia de los miembros de la Policía Nacional y él mismo en la mayoría de los casos.

Conclusiones y Recomendaciones:

A pesar de todos los malsanos intentos que realizaron y realizan los personeros del FSLN para revertir los resultados, tenemos que la Alianza PLC ha ganado las elecciones municipales con un total de 2,249 votos en contra de 2,241 que obtuvo el FSLN. Haciendo una valoración de la actuación de todo el personal encargado de la defensa del voto creo que cumplimos con creces los objetivos propuestos y prueba de ello son las diversas denuncias que obran en poder de la Policía Nacional.

En la montaña se logró detener un intento de sustracción de las Actas originales, los FSLN no lograron que la supuesta falla en el vehículo les permitiera impugnar toda una ruta y nuestros fiscales municipales mostraron valor y gallardía para enfrentar a las turbas y ejercer de la mejor manera posible el trabajo encomendado, entre múltiples dificultades y atropellos de las autoridades, incluso policiales y del Ejército, y las turbas agitadas por el FSLN.

Considero que los planes de Defensa del Voto se activaron de la manera en que fue planificado, porque cada uno de los intentos del FSLN ya había sido previamente analizado y ocurrió casi de la manera en que lo discutimos. Al final tal vez haya sido lo mejor evitar el enfrentamiento físico, aunque no sabemos lo que pasará en adelante. Sabíamos que si lográbamos neutralizar las argucias y artimañas pseudolegales, los FSLN acudirían al arrebatamiento y así pasó en el Centro de Transmisiones, las urnas venían resguardadas por la brigada correspondiente y todos estamos plenamente conscientes de que tuvimos la posibilidad de actuar por las vías de hecho para neutralizar de manera definitiva a las turbas del FSLN, pero decidimos ser responsables y no hacerlo. En vista de que tenemos las Actas a nuestro favor y no se lograron robar ni una sola boleta, ni tienen motivos legales de impugnación, evidentemente tuvimos éxito en todo este proceso.

Estamos en manos de la decisión del CSE y del buen manejo que de los Recursos Legales haga el Representante Legal del PLC a nivel nacional. Ganamos en buena Ley y defendimos bien el voto, de los Magistrados del CSE depende que prevalezcan y se impongan la Razón y la Justicia o que Nicaragua nuevamente se vea inmersa en disturbios y guerras intestinas.

Carlos Alberto Pérez Zeledón
(Aliado del MRS)
Representante Legal Suplente PLC
Municipio de La Libertad

No olvides visitar el portal de Nicaragua "Nicaragua al día", emisoras nicas en línea, noticias actualizadas y foros:
http://nicaragualdia.foroactivo.com/portal.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario sobre este tema:

Últimos comentarios