6 sept. 2007

El peligro se cierne sobre Nicaragua:

Hasta hace poco me hacía la pregunta del porqué Daniel Ortega atacaba tan vehementemente al Gobierno de los Estados Unidos (que, por cierto, tampoco es santo de mi devoción)... comentando con algunos amigos me decían que seguramente era para quedar bien con Hugo Chávez y sus nuevos - viejos amigos. No me parece que sea únicamente eso y, aunque no quiero pecar de esquizofrénico, creo encontrar como razón más profunda la necesidad que tiene de afianzar su Poder de la única manera en que su obtusa mente sabe hacerlo que es: militarizando el país.

Esta necesidad se ha visto sumamente amplificada ahora que vemos que los tales mega proyectos ofrecidos por Venezuela e Irán no son más que pura y simple demagogia; sólo en la formulación de estudios de impacto ambiental y otros se llevarán unos tres años, sumando el año que, gracias a Dios, se acerca a su fin tenemos que precisamente los proyectos darían inicio en el año previo a las elecciones (¡Qué casualidad!) y para llevarlos a efecto tendríamos que soportar (suponen los tontos del FSLN) a Daniel por un período más de Gobierno que del mismo modo prolongarían ab aeterno.

Daniel necesita a toda costa que los gringos se peleen con él y retiren cualquier tipo de ayuda para justificar un mayor acercamiento con sus enemigos naturales; es por eso que les ataca... ahora bien, teniendo en nuestro territorio nacional inversiones multimillonarias sería justo aumentar nuestro ejército para defender esos objetivos, a la vez que tendríamos un flujo contínuo de iraníes, iraquíes, libios y venezolanos; con la misma justificación de las inversiones realizadas.

Irán tiene sobrado interés por establecer una base militar bajo las narices de Washington y a Chávez le interesa continuar cultivando su cacareada pesadilla Bolivariana (que por cierto quien más la sufre es el propio pueblo de Bolívar, ya que, en lugar de crecer sobre la base de su riqueza, solamente ve salir su petróleo y el dinero es despilfarrado por su gobernante a diestra y siniestra).

Vista así la desgracia que se nos avecina, no nos queda más que reemprender la lucha... debemos abandonar las cómodas posiciones que ocupamos y dedicarnos a reeducar la conciencia de nuestro empobrecido pueblo, al que tienen distraído con gallinitas y cuentos de camino. Nos toca a los verdaderos sandinistas multiplicarnos y volver a nuestros orígenes subversivos, esta vez no desde la clandestinidad sino desde la pública tribuna que a pulso y sangre nos hemos ganado

No creo que sea tiempo de que los líderes del MRS estén buscando alianzas electoreras, el momento exige acciones concretas y frontales; los liberales están poniéndose de acuerdo en otros asuntos y mientras ellos están distraídos en sus pueriles discusiones caudillescas, el cielo se llena de negros nubarrones amenazando la llegada de una verdadera tormenta.


1 comentario:

  1. Hola:

    Me ha gustado tu blog. Muy bueno. Saludos desde Caracas, Venezuela.


    Cuando quieras visita mi blog:

    Resistencia Santiago de León de Caracas.

    http://resistensanleo.blogspot.com/

    ResponderEliminar

Deja aquí tu comentario sobre este tema:

Últimos comentarios